Colegio de Médicos duros contra el Gobierno de Jalil


19/07/2022|

LA CRISIS DE LA SALUD

El análisis de la Crisis en  Salud merece un trato especial, con altura, seriedad y responsabilidad.

Es  que se trata de uno de los pilares  que toda sociedad necesita para poder desarrollarse.

Junto a la  Educacion y la seguridad es hoy uno de los valores más preciados por cada habitante.

Tratar los problemas relacionados a la Salud, es meterse de una vez por toda, en un  análisis con aristas múltiples.

Autoridades y población deben conocer, entender esta realidad.

Nos toca hablar del Recurso Humano, transversal  a todo el Equipo de Salud y que es solo  una parte de una POLITICA DE SALUD EQUIVOCADA. Y es real que debemos encontrar una solución definitiva.

Si de Salud hablamos, debemos sincerarnos todos.

Lo expuesto en este documento carece  de postura política o gremial. No somos eso.

SOMOS MÉDICOS.

Somos un Colegio Profesional como tantos y representamos a colegas que atraviesan una realidad preocupante y largamente postergada.

El 17 de Junio de 2022 nos hemos referido a  lo planteado  por Pediatras del Hospital de Niños, motivados  por problemas similares a los que hoy ya se exponen por todas las especialidades e Instituciones Públicas.

Reclamo que aun está sin respuesta efectiva, a pesar de reuniones y promesas.

Nos pusimos a disposición para integrar equipos y mejorar esa situación.

LA SALUD NO ES LA PRIMERA OPCIÓN, está claro.

Se percibe gran malestar, descontento, no solo por el reclamo salarial, sino por sentir que poco importa la Salud de la población. Le llamamos “crisis”, Emergencia Sanitaria”, “Alarma”, etc… y no son sinónimos, pero claramente expresan una preocupación  en profesionales médicos y no médicos del Equipo de Salud, sin diferencias de  Instituciones o áreas geográficas.

El Recurso Humano en Salud atraviesa una grave Crisis, multifactorial, descuidos  y desatenciones.

Hoy situados en Asambleas, con quite de colaboración, garantizando siempre la atención de urgencias, emergencias e internados en todos los hospitales, pero que podría evitarse.

La postergación de los reclamos parece llegar a un límite, sin dudar son reclamos genuinos y justos, más notorios en el sector público y más aún en el devastado interior provincial, al que solo se quiso llegar con alguna infraestructura y edificios que hoy están sin quienes puedan conducirlos por la falta de Personal.

Pretendemos llegar a las autoridades por este medio, luego de haber agotado los carriles naturales institucionales; fueron muchas notas, pedidos de reunión, propuestas presentadas y gestiones realizadas, sin la respuesta efectiva, y que hizo que, como un  volcán esto llegara a la  realidad actual,  y que cada trabajador de salud desborde y diga BASTA.

Las llamadas soluciones fueron siempre a cuentas gotas, parciales y en parches.

Hablar de  Reclamos no es solo buscar la justa recomposición salarial, ingresos sin ser reconocidos por largo  tiempo , hoy  por debajo de la Canasta Básica Total  (CBT) tipo 2,  según el INDEC, que en  Junio del 2022 es de 99 mil pesos. O el ajuste de la hora de guardia, siempre por debajo del mínimo ético propuesto. O del injusto trabajo en horario nocturno y feriados, que a diferencia de cualquier trabajo no se cobra como tal, como dice  la ley laboral vigente.

No es solo buscar revertir las guardias de 24 hs, figura caduca en todo sistema de salud que solo potencia el cansancio y el error, y aquí se sigue haciendo por el escaso recurso, y fundamentalmente por la necesidad de acercarse a una remuneración digna.

Hablar de Reclamos no es solo observar que los ”ítems no remunerativos”  en los recibos de sueldo, son los que  no forman parte de los aportes para que un empleado de la salud de Catamarca tenga una futura jubilación.

Algo tan básico como natural.

Así nunca se llega al 80 % móvil y se debe calificar en Agap para poder  cobrar lo justo que marca la ley. Una real vergüenza… El estado también es un empleador irregular.
Hablar de Reclamos no es solo entender que el Impuesto a las Ganancias (solo exceptuado por cortos meses, y como una dadiva demagógica en plena pandemia) actualmente se come el salario de cada médico, de cada trabajador, que en guardias, contratos o planta ejerce su profesión y se ve potenciado en época de aguinaldos.

Nadie se sincera que Salario no es Ganancia, es Remuneración por un trabajo. Es un Sueldo.

Hablar de Reclamos también es no entender como un gobierno promulgo una Ley de Carrera Sanitaria hace varios años y actualmente no está reglamentada, o reglamentada pero no se cumple en la práctica.

Es  un llamado a las autoridades que les corresponda responder de inmediato, y entender que si se quiere dar soluciones sólidas y definitivas se debe cumplir esta Ley.  Algo ocurre.

Un Reclamo particular es el referido a ”Responsabilidad Profesional Médico”, planteado y gestionado muchas veces desde este Colegio junto al gestor el med Abel Terán, a autoridades y sin respuesta a la fecha.

Entender este punto es reconocer la responsabilidad que el medico tiene ante las decisiones durante todo el proceso de atención de un paciente como responsable máximo dentro del Equipo de Salud.

Hablar de Reclamos es que nunca se entendió que ”la Salud toda” es un área especial. Es un área Crítica hoy por hoy, y no es solo reconocer a “algunas” especialidades.

Esto solo llevo a callar reclamos por un tiempo, a ser parcial  a profundizar grietas en profesionales.

Hoy Todas las Especialidades deben ser reconocidas por igual.  Hoy es crítico el número de clínicos formados como de terapistas o anestesistas, es crítico el número de pediatras como de traumatólogos en una guardia o en la planta, y así tantas especialidades más.

La realidad de la Crisis Sanitaria ya dejo de golpear la puerta, ya está dentro de cada profesional, dentro de cada Institución pública y privada, donde reina el politrabajo y la falta de sinceramiento inmerso en un Política de salud irreal, que no está a la altura de sostener  tan importante valor  de cualquier sociedad.

Hubo y hay dedicación continua, constante, desinteresada y con alta exposición a situaciones límites como la actual pandemia, la vocación y la entrega no fue solo en covid, ocurrió en TBC,HIV, Gripe A, Gripe porcina; Gripe aviar, Hepatitis o Viruela Símica.

Siempre  presente  cada médico y  cada integrante del Equipo de Salud.

No se quiere  más aplausos ni arreglos de oportunidad.

Sí soluciones de fondo, sinceras y de la mano de un cambio en la Política de Salud. Se requiere un urgente tratamiento. Una Urgente Solución.

Nuestros médicos y medicas viven de su profesión, de lo que estudiaron y se prepararon, detrás de ellos hay una familia que sostener, que vive, estudia se alimenta, paga sus impuestos. Esta el honor y privilegio de cuidar la salud de la población, pero se vive del trabajo.

La medicina requier, como ya se dijo de actualización continua, estudiar permanente, periódicamente demostrar su idoneidad en recertificaciones de prácticas y especialidades, no solo con trabajo diario, sino con cursos y capacitaciones continuas.

Debemos asegurar nuestro trabajo pues la mirada cada vez es más aguda en una profesión que no es exacta y que muchas veces, sino todas, unas complicaciones o la evolución natural o una reacción adversa descripta, es interpretada con mala praxis. lo sabemos y lo asumimos. Pero exigimos nuestros derechos.

De igual manera se está presente siempre, en cada guardia, en cada caps  o en cada hospital, en una ambulancia o en un consultorio, en cada rincón de nuestra provincia.

El Interior también vive esta realidad, tal vez más profunda, con falta de políticas de inserción de profesionales como ya se dijo, con falta de nombramientos, con edificios o equipos médicos sin personal, promesas incumplidas en cuanto al Recurso Humano, se sufre el déficit crónico o recambio generacional de personal médico.

Allí se convive con médicos de larga trayectoria que continúan de guardias eternas por ser personal único en muchas localidades.

Médicos Residentes que llegan a rotar dentro de una programación irregular o no adecuada.

Para finalizar hablar de Reclamos es visibilizar esta realidad, la asimetría se ve en los recibos de sueldo de un profesional con más de 10 años de preparación, que cobra menos o al límite del índice de pobreza.

Ni hablar comparar con otras profesiones.

Debemos buscar entre todos un trato de estos temas de manera Urgente, con respeto y altura, que cada integrante de esa mesa de acuerdos piense que está en juego  “la Salud de SU población”, de SU familia al fin, de ellos mismos algún día.
“La Salud” es el bien  mayor de cada habitante, lo dijimos, y se  vivió en carne propia cuando esta pandemia  enfermo gravemente o nos quitó un familiar o un amigo. Un aplauso para reconocer ese trabajo incansable no fue ni es  es suficiente.

Es el momento de que nos pongamos los “pantalones largos” y busquemos soluciones definitivas, solidas, para que médicos y médicas, y extensivo a todo el Equipo de Salud salgan de esta postergación eterna.

Sostenemos  que un  Estado  que descuida la Salud (sin políticas de Salud acordes), la Educación y la Seguridad, estará cada vez más relegado.

Estamos a  a disposición para buscar una solución. Las autoridades tienen la palabra final.

Julio 2022

CONSEJO DIRECTIVO
COLEGIO DE MÉDICOS DE CATAMARCA




COMENTAR