Belén recibirá nuevamente los fondos sojeros

 
Así las cosas, el 15 de febrero del 2016 presentó una nota la comuna belicha solicitando «el cese de la suspensión que recae sobre el municipio a su cargo”.
 
Además, adjuntó documentación respaldatoria en la que acredita «la existencia de obras y la adquisición de bienes con recursos provenientes” del fondo sojero.
 
En febrero del corriente 2017, el gobierno ratificó las actuaciones y solicitó que se anexen al trámite todos aquellos expedientes que a la fecha se encuentren en condiciones de ser incorporados en el recálculo de índices.
 
En tanto, el ministro de Gobierno solicitó un informe sobre la situación de las comunas de Corral Quemado y Aconquija «en cuanto a la subsanación de  observaciones efectuadas oportunamente respecto de la utilización” del FFS.
 
Ambos municipios presentaron  una declaración jurada sobre la utilización del Fondo Federal Solidario. Posteriormente, hizo lo propio la comuna de Tapso.
 
Así las cosas, la dirección provincial de Relaciones Municipales realizó un informe indicando que se debe incorporar a la percepción del fondo específico a las municipalidades de Belén y Tapso, y deben ser excluidas las municipalidades de Corral Quemado y Aconquija.
 
Así, en el articulado de la resolución compartida entre el ministerio de Gobierno y el de Hacienda, se autoriza  a la Contaduría General a efectuar la distribución de los fondos depositados en la cuenta del FFS que corresponden a las municipalidades de Corral Quemado y Aconquija, «desde la aplicación de las sanciones correspondientes”.

El intendente de Belén Daniel Ríos hizo un “canje” por el Fondo Sojero

El intendente de Belén, Daniel Ríos (FCS-Cambiemos), aseguró que hizo un acuerdo con el Gobierno de la Provincia para evitar la judicialización del conflicto que tiene su comuna por el Fondo Federal Solidario (Fondo Sojero), que se mantiene suspendido por la falta de rendición de su antecesor, Arnoldo ‘Nolo’ Ávila (FV).

Ríos, que meses atrás había anunciado que denunciaría al Ministerio de Gobierno y al ex intendente Ávila, explicó ahora que desistirá de ir a la Justicia a cambio de obras.
«El Gobierno nos pidió que no hiciéramos la denuncia penal, y yo no tengo problema, en tanto y en cuanto Belén reciba una compensación en obras, que podrían ser unas viviendas”, dijo el intendente a un medio radial.
En el mismo sentido, explicó que hay proyectos que quedaron inconclusos, que oportunamente se presentaron para la utilización del FFS, y que se podrían reflotar ahora. «La segunda etapa del barrio de madres solteras es una propuesta. Si el Gobierno se hace cargo de esa etapa, completaríamos el faltante de casi 16 meses de FFS, que debe ser un poco más de $6 millones”, dijo.
Sobre la posibilidad de continuar recibiendo estos desembolsos, comentó que desde la Municipalidad hicieron todos los pasos administrativos para que se vuelva a depositar el FFS, «y sabemos que también desde la Subsecretaría de Asuntos Municipales se cumplió con todo, solo falta la decisión del Ministerio de Hacienda”.
Por último, destacó que «mejoró muchísimo» la relación con la Provincia. «Fuimos conscientes del pedido de la gobernadora de trabajar en forma conjunta», concluyó.